Aída San Emeterio Velasco

-Una sonrisa puede con todo.